Charlie Hebdo. Y la irrelevancia narcisista.

 

Je-suis-Charlie

 

 

* He tenido noticia sobre el atentado contra el semanario satírico mientras comentaba mi indignación por la trivialidad del día. Y al instante me he acordado de una columna de Albiac que leí hace ya muchos años, sobre las amenazas que recibieron por la publicación de las famosas y recurrentes caricaturas de Mahoma. Algo normal, muy trillado, lo de publicar caricaturas satíricas. Pero no. No es tan normal. O no lo es con aquello que te convierte en objetivo del terrorismo fanático. Valga el pleonasmo.

La cuestión es que ya hay dos automenciones en el primer párrafo. Como si lo más importante del caso fuera dónde estaba yo y de qué me he acordado. Tengo la certeza de que, de hecho, siempre es así. Que en el fondo es lo único que importa. De eso va todo. No sé si es posible afrontarlo de otro modo. Más objetivo, más despegado. Sospecho que no. Al menos en mi caso.

Después recordé dos cosas que había (yo, de nuevo) dejado por aquí, una sobre el imposible diálogo con los fanáticos, y la otra sobre algunas reacciones en torno al vídeo del IS en el que asesinaban al periodista James Foley. Comprobé que seguía estando bastante de acuerdo con esta última, aunque de poco sirve eso. Sólo la descripción se salva, todo lo demás es narcisismo. Y aquí sólo hay todo lo demás. Ni siquiera estoy seguro sobre la descripción. Tenemos los datos e incluso las imágenes. No sé qué más hace falta. Y si no hace falta, sobra. Por respeto.

* Esta tarde ha habido concentraciones de apoyo en varias ciudades del mundo. Cientos de personas en embajadas y consulados de Francia. Otros que no han podido acercarse han mostrado símbolos de apoyo y condena en las redes sociales. Una caricatura, fotos de los asesinados, o el “JE SUIS CHARLIE” sobre fondo negro. Todos irrelevantes. Todos, seguramente, necesarios. Por nosotros mismos, y tal vez porque es una manera de evitar la derrota. O eso nos decimos. Como tantas otras veces, el miedo a que no hacer nada signifique la victoria del Mal en cualquiera de sus múltiples rostros es muy fuerte. Y es bueno que sea así, aunque en el fondo no sea más que una manera de darnos consuelo.

Pero lo cierto es que somos irrelevantes, la mayoría de nosotros. Y ser conscientes de ello puede generar un gran malestar. No tenemos ningún papel en estas tragedias, y cuesta aceptarlo. Y al pretender combatir esa irrelevancia, mancillamos el hecho. Pervertimos el respeto, lo estiramos y lo rebajamos hasta el lodazal de la identidad. Todo pasa a ser yo-yo-yo-yo. Cuando debería haber sólo nada. Pero claro, la nada es muy jodida.

* El terrorismo es normalmente poco selectivo. Se asesina a periodistas, cooperantes, religiosos, occidentales, judíos. A concejales, jueces, policías. O simplemente a alguien que pasaba por allí. No interesa tanto el objetivo concreto como el general. Cuidado, periodistas. Cuidado, occidentales. Todos vosotros. No sabían quiénes iban a morir en los atentados de Nueva York, Londres o Madrid, como no sabían quiénes iban a morir en el atentado de Yemen de esta misma mañana, porque no importaba. Eran símbolos. No ha sido así en este caso. La sede de Charlie Hebdo había sufrido un ataque con cóctel molotov en 2011, y recibían amenazas constantemente. Contaban desde hace años con protección policial, y el director del semanario, Charb, figuraba al parecer en una lista de objetivos de Al Qaeda. No han sido asesinados como representantes de un colectivo. Lo de Charlie Hebdo ha sido diferente. No digo peor, ni más doloroso, ni más incomprensible. Simplemente diferente. Aunque seguramente poco importa esa diferencia.

CHARLIE HEBDO

“I am not afraid of reprisals, I have no children, no wife, no car, no debt. It might sound a bit pompous, but I’d prefer to die on my feet rather than living on my knees.”

Stéphane Charbonnier, Charb.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s